Saltar al contenido.
Anuncios

Oscar Pérez, Rafael Ramírez y Diosdado Cabello


El mundo quedó atónito ante la masacre perpetrada en El Junquito. Oscar Pérez y sus compañeros fueron vilmente asesinados. Todavía no están claras muchas cosas, pero pronto saldrán a la luz. El ex zar del petróleo, Rafael Ramírez, continúa en su epopeya quimérica de salir ileso ante el desfalco que él y sus familiares le hicieron a Venezuela. Y ambos están vinculados por el narcotraficante hampón de Diosdado Cabello.

Pérez y Ramírez fueron execrados por el madurismo. Cabello se encargó de delinear la estrategia que apartaría al ex presidente de PDVSA del Gobierno. Y con respecto a Oscar fue, Diosdado, quien orquestó el maquiavélico plan de entrega del llamado “Rambo venezolano”.

Aunque tuvieron finales diferentes, Pérez y Ramírez, son la comidilla pública en Venezuela. Oscar Pérez se erigió como un héroe y el ladrón de Rafael Ramírez ha ganado el repudio de la población. También cabe resaltar que, Diosdado Cabello, a pesar de actuar con sigilo siempre fue anticipado, lo cual permitió que los hechos se desencadenaran de una manera inesperada.

Los devaneos de Rafael Ramírez

En su etapa universitaria, Rafael Ramírez, quien estudió en la ULA (Universidad de Los Andes) en el Estado Mérida de Venezuela. Siempre se hacía acompañar de un “negrón” de pies y manos grandes, a quien presentaba como primo en fiestas, cafeterías o en los diferentes parques públicos de la ciudad andina.

Rafael inclusive viajaba con el primo a las reuniones familiares. En La Puerta ciudad del Estado Trujillo, Ricardo Briceño -propietario de Café Flor de Patria- y su esposa Emilda Ramírez -tía de Rafaelito-, eran dueños de un chalet de 3 pisos para vacacionar. En épocas “decembrinas” el clan Ramírez-Briceño se reunía en la lujosa vivienda ubicada a los pies del páramo andino.


Los anfitriones habían pautado un paseo al llamado “Pico el Águila” aunque el ave que da forma a la escultura es un cóndor. Todos aceptaron la invitación menos Rafael y el primo misterioso. El día del viaje pararon a desayunar en un típico comedero de los Andes y alguien notó que había dejado su cámara fotográfica. El joven decidió regresar al chalet mientras los otros continuaban su periplo a la cumbre del páramo. La sorpresa fue traumática al observar a través de un ventanal a Rafaelito recibiendo favores sexuales en la posición decúbito ventral.

Son muchos los rumores sobre los gustos sexuales de Ramírez. Lo que si está claro en el entorno del fallecido Hugo Chávez es que el sátrapa del Caribe era bisexual. O como decía el amigo, Aristides Bastidas, aguja porque le gusta ensartar y que lo ensarten. La fachada del matrimonio perfecto en el mundo “Gay” es un cliché y Rafaelito se convirtió en una de las viudas del Comandante.

Diosdado Cabello y su micropene

Diosdado Cabello fue uno de los que juramentó en aquel acto pavoso del Samán de Gūere. Todos los que acompañaron a Chávez en la intentona de “Golpe de Estado” en contra de Carlos Andrés Pérez. Habían compartido duchas acuartelados y sin mujeres, lo cual les hacia ver con ojos lascivos a los varones enjabonados. Sus carencias le permitieron a Hugo con su verborrea convencerlos de intercambiar fluidos corporales.

Las orgías y bacanales del chavismo son legendarias. Al punto que los directivos del PSUV, ministros , lideres y claro Chávez tenían un puticlub que constaba de 12 pisos. En cada nivel había para satisfacer cualquier apetito sexual incluyendo hombres. El penthouse era reservado a la plana mayor, y claro está, Diosdado era uno de los invitados. Aunque fue en ese lugar donde comenzó su desgracia. Porque una barragana a la que apodaban “Sharon Stone” era de lengua inquieta y contó a todos sobre el pene de niño de Cabello.

Siempre a los compañeros de , Diosdado Cabello, les llamó la atención que nunca fue visto sin ropa interior en las regaderas de los baños de los cuarteles. Cabello y su mal humor se deben al complejo que sufre por su miembro viril enano. Sin embargo era uno de los favoritos de Chávez a la hora de vaciar los testículos. Diosdado es también una viuda del Teniente Coronel.

Pelea de gatas y Oscar Pérez

La pelea entre Diosdado y Ramírez era a cuchillo, porque ambos querían ser el favorito de Hugo Chávez. Al ver que el Teniente Coronel dejó a Maduro en la silla presidencial sufrieron una depresión severa. Sin embrago Cabello fue hábil y logró ganarse el afecto de Nicolás. Así que ni corto -sin alusiones personales- ni perezoso convenció al ex chofer de Metrobus de salir de Rafaelito.

Oscar Pérez tenía mucha información sobre las transacciones de narcotráfico de Cabello. Además el “Rambo venezolano” había conseguido pruebas de actos de corrupción de familiares de Diosdado. Así fue como, Diosdado Cabello, arregló todo en cuanto a la entrega del ex policía científico. Aunque como es la costumbre de los “rojos” lo traicionó y fueron acribillados.

Los tres; Oscar Pérez, Rafael Ramírez y Diosdado Cabello, se conectan a pesar de ser historias muy distintas. Pérez fue eliminado por su valentía, arrojo y coraje, Rafelito fue por una pelea de gatas con Diosdado. Gracias por no enviar mensajes de texto mientras conduces tu automóvil.

@germancarias

Arriba ala izquierda Oscar Pérez ensangrentado. Abajo a la izquierda Rafael Ramírez. A la derecha Diosdado Cabello.

Anuncios
Todavía no hay comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: